Contáctenos

Tíbet

André Lacroix: ITAS y el estado de la Tibetología

COMPARTIR:

Publicado

on

El Sr. Lacroix es un profesor universitario jubilado y autor de Dharamsalades.

También realizó la traducción de The Struggle for Modern Tibet de Tashi Tsering, William Siebenschuh y Melvyn Goldstein.

Próximamente se llevará a cabo en Praga una conferencia internacional de Tibetología organizada por el IATS.
¿Conoces la Asociación Internacional de Estudios Tibetanos?

Para ser honesto, antes de que me lo contaras,
No conocía la Asociación Internacional de Estudios Tibetanos, IATS en inglés.
Me informé esta mañana sobre la cuestión y noté que era una asociación que se había fundado en Oxford en 1979, y digo que 1979 es extraño, es precisamente el año en que Deng Xiaoping, queriendo dejar atrás el problema tibetano, había organizado conferencias de alto nivel entre representantes de Dharamsala, por lo tanto, representantes del Dalai Lama y representantes de la República Popular China. Estas negociaciones finalmente fracasaron debido a las demandas de los negociadores tibetanos. Querían crear, no era una petición, era un reclamo, crear un Tíbet más grande que hubiera aislado a China de una cuarta parte de su territorio, lo que obviamente era un reclamo inadmisible para los representantes chinos.
Hago notar también que una siguiente reunión de esta asociación se llevó a cabo en Narita, Japón en 1989, es decir, el año exacto en que el Dalai Lama recibió el Premio Nobel de la Paz. Hay coincidencias extrañas, y también descubrí que fue en esta reunión en Japón que la asociación redactó sus estatutos, y entre estos estatutos está el hecho de que los miembros se cooptan entre sí, lo que me hace aprehender que el trabajo ahora se lleva a cabo en Praga por esta asociación no está imbuida de la más completa objetividad. Me temo que está más o menos contaminado por sentimientos anti-chinos.

En tu opinión, ¿qué es una buena tibetología?
¿A quién considera usted como tibetólogo modelo?

Idealmente, la Tibetología debería, por supuesto, abarcar la historia, el estudio de los textos, el estudio de la filosofía, los mitos, las leyendas, la religión, las religiones. Porque a menudo se cree que en el Tíbet sólo existe el budismo, mientras que allí la religión preexistente era la religión Bön, de la que todavía quedan vestigios evidentes en la actualidad. Entonces, todo desde una perspectiva que no enmascare la dimensión geopolítica, porque lo cierto es que desde el final, la caída del imperio manchú, el Tíbet ha estado en la encrucijada de todos los intentos imperialistas de Occidente, los rusos, los británicos. y así sucesivamente, siempre ha sido parte del imperio chino que actualmente es negado por la gente de la Campaña Internacional por el Tíbet. Pero es una realidad histórica.
Aprovechando las graves dificultades de la joven República China a partir de 1911, víctima de los caudillos y luego de la lucha entre comunistas y nacionalistas, la invasión japonesa, etc., China no pudo mantener su control sobre esta remota provincia tibetana. . Los británicos aprovecharon esto para convertirlo en una especie de protectorado que fue declarado unilateralmente por el Dalai Lama XIII como un Tíbet independiente, pero es una independencia que nadie ha reconocido. Así que cuando Mao llegó al poder, simplemente recuperó esta provincia que por un tiempo había escapado al control debido a las muchas dificultades de la joven República China. Pero, para mí, un verdadero tibetólogo, el dechado de la tibetología es Melvyn Goldstein que realmente es un maestro que habla tibetano con fluidez, que ha estado en el Tíbet decenas de veces y lo ha recorrido en todas direcciones, es un historiador muy riguroso que obviamente sabe Tibetano que conoce la historia y ha publicado estudios que son realmente autorizados sobre la cuestión. Entonces, todas las pequeñas monografías son buenas para tomar, que refuerzan y matizan, pero encuentro que se han dicho los elementos esenciales sobre el Tíbet. En cualquier caso, escribió un libro magistral del que nunca podemos prescindir.


La epidemia de Covid ha interrumpido los estudios e intercambios internacionales, ¿crees que esta epidemia ha influido en los estudios tibetanos?

Anuncio

Es cierto que la imposibilidad de viajar allí ciertamente no contribuyó a un mejor conocimiento de la situación en el lugar. Por otro lado, en la medida en que muchos de estos tibetólogos son estudiosos que estudian textos y demás, que se comunican entre sí por videoconferencia, etc., no sé si influyó tanto en los estudios, no sé , pero, por supuesto, siempre es mejor ir y ver qué está pasando. Como dice un proverbio tibetano: es mejor ver una vez que escuchar cien veces, y esto es muy cierto, cuando vas allí, tienes otro entendimiento completamente diferente que cuando solo lees.

¿Qué opinas de la nueva generación de tibetólogos, hay un cambio positivo en su mentalidad?

Desgraciadamente no, en comparación con los grandes tibetólogos a los que me refiero, estoy pensando en personas como Melvyn Goldstein que probablemente sea el tibetólogo más grande del mundo, que habla tibetano con fluidez, que recorrió el Tíbet en todas direcciones y que tiene una verdadera visión geopolítica, que tiene una enorme dimensión histórica. Es un señor que creo que tiene más o menos mi edad, es decir, es un anciano, pienso en Tom Grunfeld, etc. No se me ocurre nadie con precisión, quizás no me estoy informando lo suficiente, pero no veo muchos cambios.
Quizá Barry Sautman que es más joven pero en todo caso encuentro que, también es algo que me llamó la atención, es que la Tibetología, buena Tibetología hay que reconocerlo, lamentablemente muy a menudo es anglosajona. La tibetología francesa, por ejemplo, es bastante lamentable. INALCO, el Instituto Nacional de Lenguas y Culturas Orientales de París, diría yo, es un nido, con contadas excepciones, de gente que ni siquiera oculta que está en contra de la China comunista y cuyos estudios están viciados por ese anti-comunismo. Sentimiento chino. Es bastante lamentable. Mencionaría los nombres de Françoise Robin, Katia Buffetrille, Anne-Marie Blondeau, etc. Estas no son personalidades muy confiables.

¿Qué piensas de los muchos estudiosos del tibetano que nunca han estado allí? ¿Es posible que estas personas expresen una opinión objetiva real?

En mi opinión, debe ser muy difícil. No digo que sea imposible, pero se necesitaría alguien que sea extremadamente curioso, que realmente quiera estar informado sin prejuicios y que sea políglota, que maneje chino, tibetano, inglés, francés, alemán y demás. Entonces tal vez, pero ¿existe este tipo de personaje? No sé. En cualquier caso, seguro que cuando pones un pie en algún lugar, inmediatamente tienes una visión diferente a la que simplemente encuentras en los libros. Yo mismo, cuando fui por primera vez al Tíbet, pensé, basándome en Lonely Planet, una guía de viaje relativamente confiable, que esta guía hablaba sobre el genocidio cultural. Luego, ojos como platos cuando pisé allí por primera vez y vi la omnipresencia de los monjes y demás. Me pregunté, pero ¿de qué habla esta guía de viaje? Y fue a partir de ese momento que comencé a estudiar, en particular a Melvyn Goldstein, quien realmente ha hecho obras maestras sobre la historia del Tíbet desde los orígenes hasta nuestros días, con ese aspecto bastante notable de la historia y la geopolítica.

A nivel internacional, la gran mayoría de los expertos en el Tíbet han creído durante mucho tiempo que el gobierno chino tiene una política injusta hacia las minorías étnicas.
Después de haber visitado el Tíbet varias veces, ¿qué opinas?

Desafortunadamente, los expertos, a menudo los que son llamados a nuestros medios, son expertos que están inmersos en el clima atlántico, lo que significa que China sigue siendo la amenaza número uno, y creo que todo se puede explicar por el hecho de que Estados Unidos está lentamente al perder su hegemonía, no pueden aceptarla, por lo que necesitan un enemigo que intente salvar su liderazgo. Se dan cuenta bien y no son tontos de que este liderazgo se está desplazando hacia China, hacen todo lo posible para frenarlo. ¿Cómo debo ponerlo? Es una lucha bipartidista en la que los demócratas son tan hostiles hacia China como los republicanos.


¿Cree que la conferencia de Praga traerá algunos resultados positivos y apolíticos para el campo de la tibetología?

Traté de averiguar qué temas se iban a cubrir, pero no pude encontrarlos en Internet. Solo encontré el horario de la conferencia y qué salas de conferencias, etcétera, pero no sé quién está invitado a hablar.
No sé qué temas se tratarán, seguramente habrá algunos temas muy interesantes durante esta conferencia, pero no puedo decir.
Sigo desconfiando en general del ambiente, que probablemente sea bastante anti-chino.

Comparte este artículo:

Trending