Contáctanos

coronavirus

Los musulmanes franceses pagan un alto precio por la pandemia de COVID

COMPARTIR:

Publicado

on

Voluntarios de la asociación Tahara rezan por Abukar Abdulahi Cabi, de 38 años, un refugiado musulmán que murió de la enfermedad del coronavirus (COVID-19), durante una ceremonia de entierro en un cementerio en La Courneuve, cerca de París, Francia, el 17 de mayo. 2021. Fotografía tomada el 17 de mayo de 2021. REUTERS / Benoit Tessier
Voluntarios de la asociación Tahara entierran el ataúd de Abukar Abdulahi Cabi, un refugiado musulmán de 38 años que murió de la enfermedad del coronavirus (COVID-19), durante una ceremonia de entierro en un cementerio de La Courneuve, cerca de París, Francia, en mayo. 17 de mayo de 2021. Fotografía tomada el 17 de mayo de 2021. REUTERS / Benoit Tessier

Cada semana, Mamadou Diagouraga llega a la sección musulmana de un cementerio cerca de París para vigilar la tumba de su padre, uno de los muchos musulmanes franceses que han muerto de COVID-19. escribe Caroline Pailliez.

Diagouraga levanta la vista del complot de su padre hacia las tumbas recién excavadas al lado. "Mi padre fue el primero en esta fila, y en un año, se llenó", dijo. "Es increíble."

Si bien se estima que Francia tiene la población musulmana más grande de la Unión Europea, no sabe qué tan duro se ha visto afectado ese grupo: la ley francesa prohíbe la recopilación de datos basados ​​en afiliaciones étnicas o religiosas.

Anuncio

Pero la evidencia recopilada por Reuters, incluidos datos estadísticos que capturan indirectamente el impacto y el testimonio de los líderes comunitarios, indica que la tasa de mortalidad por COVID entre los musulmanes franceses es mucho más alta que en la población general.

Según un estudio basado en datos oficiales, el exceso de muertes en 2020 entre los residentes franceses nacidos en el norte de África, principalmente musulmanes, fue el doble que entre las personas nacidas en Francia.

La razón, dicen los líderes comunitarios y los investigadores, es que los musulmanes tienden a tener un estatus socioeconómico más bajo que el promedio.

Anuncio

Es más probable que realicen trabajos como conductores de autobús o cajeros que los acerquen más al público y vivan en hogares multigeneracionales hacinados.

"Fueron ... los primeros en pagar un alto precio", dijo M'Hammed Henniche, director de la unión de asociaciones musulmanas en Seine-Saint-Denis, una región cercana a París con una gran población inmigrante.

El impacto desigual del COVID-19 en las minorías étnicas, a menudo por razones similares, se ha documentado en otros países, incluido Estados Unidos.

Pero en Francia, la pandemia pone de relieve las desigualdades que ayudan a alimentar las tensiones entre los musulmanes franceses y sus vecinos, y que parecen convertirse en un campo de batalla en las elecciones presidenciales del próximo año.

El principal oponente del presidente Emmanuel Macron, según indican las encuestas, será la política de extrema derecha Marine Le Pen, que hace campaña sobre cuestiones del islam, el terrorismo, la inmigración y el crimen.

Cuando se le pidió que comentara sobre el impacto del COVID-19 en los musulmanes de Francia, un representante del gobierno dijo: "No tenemos datos relacionados con la religión de la gente".

Si bien los datos oficiales no dicen nada sobre el impacto de COVID-19 en los musulmanes, un lugar en el que se hace evidente es en los cementerios de Francia.

Las personas enterradas de acuerdo con los ritos religiosos musulmanes suelen colocarse en secciones del cementerio especialmente designadas, donde las tumbas se alinean para que la persona muerta mire hacia La Meca, el sitio más sagrado del Islam.

El cementerio de Valenton donde fue enterrado el padre de Diagouraga, Boubou, se encuentra en la región de Val-de-Marne, en las afueras de París.

Según cifras compiladas por Reuters de los 14 cementerios en Val-de-Marne, en 2020 hubo 1,411 entierros musulmanes, frente a los 626 del año anterior, antes de la pandemia. Eso representa un aumento del 125%, en comparación con un aumento del 34% para los entierros de todas las confesiones en esa región.

El aumento de la mortalidad por COVID solo explica parcialmente el aumento de los entierros musulmanes.

Las restricciones de la frontera pandémica impidieron que muchas familias enviaran a sus familiares fallecidos de regreso a su país de origen para el entierro. No hay datos oficiales, pero las funerarias dijeron que alrededor de las tres cuartas partes de los musulmanes franceses fueron enterrados en el extranjero antes del COVID.

Enterradores, imanes y grupos no gubernamentales involucrados en el enterramiento de musulmanes dijeron que no había suficientes parcelas para satisfacer la demanda al comienzo de la pandemia, lo que obligó a muchas familias a llamar desesperadamente para encontrar un lugar donde enterrar a sus familiares.

En la mañana del 17 de mayo de este año, Samad Akrach llegó a un depósito de cadáveres en París para recoger el cuerpo de Abdulahi Cabi Abukar, un somalí que murió en marzo de 2020 por COVID-19, sin familia a la que se pudiera localizar.

Akrach, presidente de la organización benéfica Tahara que brinda entierros musulmanes a los indigentes, realizó el ritual de lavar el cuerpo y aplicar almizcle, lavanda, pétalos de rosa y henna. Luego, en presencia de 38 voluntarios invitados por el grupo de Akrach, el somalí fue enterrado según el ritual musulmán en el cementerio de Courneuve en las afueras de París.

El grupo de Akrach realizó 764 entierros en 2020, frente a 382 en 2019, dijo. Aproximadamente la mitad había muerto a causa del COVID-19. "La comunidad musulmana se ha visto enormemente afectada en este período", dijo.

Los estadísticos también utilizan datos sobre residentes nacidos en el extranjero para construir una imagen del impacto de COVID en las minorías étnicas. Esto muestra que el exceso de muertes entre los residentes franceses nacidos fuera de Francia aumentó un 17% en 2020, frente al 8% de los residentes nacidos en Francia.

Seine-Saint-Denis, la región de Francia continental con el mayor número de residentes no nacidos en Francia, tuvo un aumento del 21.8% en el exceso de mortalidad de 2019 a 2020, según muestran las estadísticas oficiales, más del doble del aumento de Francia en su conjunto.

El exceso de muertes entre los residentes franceses nacidos en el norte de África de mayoría musulmana fue 2.6 veces mayor, y entre los del África subsahariana 4.5 veces mayor que entre los nacidos en Francia.

"Podemos deducir que ... los inmigrantes de fe musulmana han sido mucho más afectados por la epidemia de COVID", dijo Michel Guillot, director de investigación del Instituto Francés de Estudios Demográficos, financiado por el estado.

En Seine-Saint-Denis, la alta mortalidad es especialmente sorprendente porque en tiempos normales, con su población más joven que la media, tiene una tasa de mortalidad más baja que la de Francia en general.

Pero la región tiene un desempeño peor que el promedio en los indicadores socioeconómicos. El veinte por ciento de los hogares están superpoblados, frente al 4.9% a nivel nacional. El salario medio por hora es de 13.93 euros, casi 1.5 euros menos que la cifra nacional.

Henniche, jefe de la unión de asociaciones musulmanas de la región, dijo que sintió por primera vez el impacto del COVID-19 en su comunidad cuando comenzó a recibir múltiples llamadas telefónicas de familias que buscaban ayuda para enterrar a sus muertos.

"No es porque sean musulmanes", dijo sobre la tasa de mortalidad de COVID. "Es porque pertenecen a las clases sociales menos privilegiadas".

Los profesionales de cuello blanco podrían protegerse trabajando desde casa. "Pero si alguien es un recolector de basura, una señora de la limpieza o una cajera, no puede trabajar desde su casa. Estas personas tienen que salir, usar el transporte público", dijo.

“Hay una especie de sabor amargo, de injusticia. Existe este sentimiento: '¿Por qué yo?' y '¿Por qué siempre nosotros?' "

coronavirus

Japón advierte sobre una propagación de COVID sin precedentes a medida que los casos de Tokio alcanzan un nuevo récord

Publicado

on

By

Japan advirtió el miércoles (4 de agosto) que las infecciones por coronavirus estaban aumentando a un ritmo sin precedentes a medida que los nuevos casos alcanzaban un récord en Tokio, eclipsando los Juegos Olímpicos y aumentando las dudas sobre el manejo de la pandemia por parte del gobierno. escribe Leika Kihara.

La variante Delta estaba provocando una propagación de infecciones "no vistas en el pasado", dijo el ministro de Salud, Norihisa Tamura, mientras defendía una nueva política de pedir a los pacientes con síntomas más leves que se aislaran en casa en lugar de ir al hospital.

"La pandemia ha entrado en una nueva fase ... A menos que tengamos suficientes camas, no podemos llevar a la gente al hospital. Estamos actuando de forma preventiva en este frente", dijo Tamura al parlamento.

Anuncio

Pero señaló la posibilidad de revocar la política, ya que la decisión de pedir a algunas personas enfermas que se queden en casa ha generado críticas de los expertos médicos por poner vidas en riesgo.

"Si las cosas no salen como esperamos, podemos revertir la política", dijo Tamura, y agregó que el cambio de política fue un movimiento para lidiar con la expansión inesperadamente rápida de la nueva variante.

Japón ha experimentado un fuerte aumento en los casos de coronavirus. Tokio reportó un récord de 4,166 nuevos casos el miércoles.

Anuncio

El primer ministro, Yoshihide Suga, dijo el lunes que solo los pacientes con COVID-19 que estuvieran gravemente enfermos y aquellos en riesgo de serlo serían hospitalizados, mientras que otros se aislarían en casa, un cambio en la política que algunos temen podría llevar a un aumento en las muertes. Leer más.

Funcionarios del gobernante Partido Liberal Democrático acordaron buscar un retiro de la política, informó el miércoles la agencia de noticias Jiji, uniéndose a llamados similares hechos por legisladores de la oposición.

La protesta es otro revés para Suga, quien ha visto caer el apoyo por su manejo de la pandemia antes de las elecciones generales que se celebrarán este año.

Las encuestas han mostrado que muchos japoneses se oponen a la celebración de los Juegos Olímpicos mientras el país se queda atrás en los esfuerzos por contener la pandemia y vacunar a la población.

Suga y los organizadores de los Juegos Olímpicos han dicho que no existe un vínculo entre el 23 de julio y el de agosto. 8 Juegos y el pico en los casos.

Pero el principal asesor médico, Shigeru Omi, dijo que la celebración de los Juegos en el parlamento puede haber afectado el sentimiento público y erosionado el impacto de las solicitudes del gobierno para que la gente se quede en casa.

La imposición de un estado de emergencia a nivel nacional podría ser una opción para hacer frente a la pandemia, dijo. Ya existen estados de emergencia en varias prefecturas, así como en Tokio.

"Los líderes políticos están enviando mensajes al público en serio, pero probablemente no con tanta fuerza y ​​coherencia como se esperaba", dijo Omi. "Estamos viendo que los grupos de COVID-19 emergen de manera más amplia, incluso en escuelas y oficinas", dijo.

Continuar leyendo

coronavirus

Quienes buscan el sol disfrutan de las `` vacaciones de trabajo '' europeas en verano antes de regresar a la oficina

Publicado

on

By

Olga Paul, una alemana de 34 años, trabaja de forma remota desde Las Palmas De Gran Canaria, en medio del brote de la enfermedad por coronavirus (COVID-19), en Gran Canaria, España, el 23 de julio de 2021. Fotografía tomada el 23 de julio de 2021. REUTERS / Borja Suarez
Olga Paul, una alemana de 34 años que trabaja de forma remota desde Las Palmas de Gran Canaria, en medio del brote de la enfermedad por coronavirus (COVID-19), en Gran Canaria, España, el 23 de julio de 2021. Fotografía tomada el 23 de julio de 2021. REUTERS / Borja Suarez

Atraídos por el sol, el mar y la veloz Wi-Fi, los trabajadores remotos se están reuniendo en las islas más al sur de Europa para intentar "trabajar y trabajar" antes de que los empleadores les ordenen regresar a la oficina, dando a las empresas de turismo maltratadas una bendición bienvenida. escribir Clara-laeila Laudette Y Corina Pons.

Olga Paul, de 34 años, llegó a la isla española de Gran Canaria en mayo para trabajar de forma remota por primera vez, después de largos meses de pandemia encerrada en su piso de Múnich, donde es analista de negocios para uno de los fabricantes de automóviles más grandes de Alemania.

"Creo que ahora soy más productiva", dijo, encantada con la vista al mar desde su azotea, donde va a descansar. "Puedo concentrarme en mi trabajo y explorar las islas los fines de semana ... se siente genial".

Anuncio

La combinación de destinos de vacaciones con trabajo remoto es una tendencia creciente en los archipiélagos más soleados de España y Portugal, ya que las prohibiciones de viaje se alivian y la industria del turismo hambriento ofrece estancias con descuento y espacios de trabajo dedicados.

"Ciertamente, hemos visto un crecimiento en la categoría 'Nómadas digitales', (que) ha sido importante para el sector turístico durante la pandemia, ya que contribuyó a las estadías prolongadas y las economías locales", dijo Jennifer Iduh, jefa de investigación del Organismo de turismo de la Unión Europea.

Los trabajadores remotos se registran como turistas, lo que dificulta su cuantificación, pero la evidencia de su presencia es omnipresente, desde nuevos espacios de coworking hasta pegatinas que anuncian Wi-Fi gratuito y extrapoderoso en muchos restaurantes, cafés y bares.

Anuncio

Sin embargo, la afluencia no es más que un ligero alivio para las islas dependientes del turismo: las llegadas de España en el primer semestre eran solo un tercio de los 10 millones en el mismo período de 2019.

Sin embargo, las asociaciones locales de las Islas Canarias o Madeira de Portugal dijeron que la cantidad de personas que vienen a trabajar de forma remota aumentó, incluso en la temporada alta más cara.

El sitio web "Nomad List" incluyó a la isla canaria de Tenerife entre los 10 destinos de más rápido crecimiento para el teletrabajo en los primeros siete meses de 2021, después de que la tendencia comenzara el año pasado.

"Para el (último) verano, pude ver que más y más gente empezaba a venir, no por vacaciones o viviendo de forma permanente, sino para trabajar durante seis semanas, dos meses, tres meses", dijo Nele Boesmans, una nativa belga que vive en Fuerteventura, la segundo más grande de las Islas Canarias.

La pertenencia al grupo de Facebook "Digital Nomads Fuerteventura" Boesmans se quintuplicó durante la pandemia.

Las aerolíneas y los sitios web de alquiler dijeron que las reservas desde Europa continental, que aumentaron el verano pasado, se están disparando ahora.

Los vuelos a las Islas Canarias aumentaron un 88% entre abril y julio de este año en comparación con el mismo período en 2020, dijo la aerolínea de bajo costo Ryanair, mientras que las reservas para Tenerife se duplicaron.

La tendencia debería continuar, dijo una portavoz de Ryanair, y señaló que las ventas de boletos de ida a Canarias en junio aumentaron un 32% en mayo y un 74% en junio de 2020.

Las solicitudes de alquiler por más de 15 días en Canarias, Baleares y Madeira crecieron un 51% el verano pasado, según el portal inmobiliario Idealista, que prevé que las reservas mantendrán el ritmo en 2021.

"Yo los llamo nómadas corporativos", dijo Ignacio Rodríguez, quien preside una asociación de espacios de coworking de las Islas Canarias y vio un auge particular en los teletrabajadores temporales, la mayoría de Francia.

Alrededor de 8,000 trabajadores remotos han llegado en el primer semestre de este año, estimó la oficina de turismo de Canarias, y se esperan 30,000 más en los próximos 5 años.

En Madeira, las autoridades crearon una oficina para asesorar a los trabajadores remotos, esperando 500 solicitudes, pero recibiendo 8,000 desde febrero.

"Los gerentes de hoteles no sabían acerca de los trabajadores remotos, pero ahora la palabra es tan común para ellos", dijo Micaela Vieira, gerente del proyecto "Digital Nomad" de Madeira.

En el norte de Fuerteventura azotado por el viento, el ayuntamiento de La Oliva llevó a cabo una campaña tan eficaz que el pequeño pueblo pesquero de El Cotillo recibió suficientes trabajadores remotos para justificar un nuevo espacio de coworking llamado COCO.

El surfista italo-colombiano Matteo Leoni creó COCO después de notar una afluencia de turismo que ni él ni los habitantes de El Cotillo habían visto nunca.

"Eran personas de entre 25 y 45 años, que trabajaban de forma remota, que venían de Madrid, París, Roma, Milán, y que pensaban: '¿Por qué no trabajar en un lugar más cálido?'", Dijo Leoni. "En Canarias hay tanto espacio que el distanciamiento social es un hecho".

COCO abrirá a mediados de septiembre, y Leoni espera que entre 8 y 10 suscriptores permanentes disfruten de sus zonas de relajación, jardín, cafetería y cabañas acústicamente aisladas.

La aerolínea española Iberia lanzó un 10% de descuento para quienes deseen aprovechar al máximo los posibles últimos meses del trabajo remoto desde una posición temporal en las Islas Canarias.

Las cadenas hoteleras Melia y Vincci están ofreciendo paquetes con descuentos para trabajadores remotos que buscan quedarse varias semanas, con la campaña de Melia llamada "Trabajar en el cielo".

"Desde que terminó el estado de emergencia (en España) y comenzó la movilidad entre regiones, el servicio tiene una mayor demanda", dijo Vincci en un correo electrónico.

Croacia y Grecia también se subieron al carro, desarrollando visas especiales para trabajadores remotos hambrientos de sol, con Croacia promocionando sus paisajes idílicos como "Su nueva oficina" en su campaña promocional. Leer más

Y alrededor de 3,500 personas se han registrado para el programa "Trabajo virtual" de Dubai este año, principalmente visitantes británicos, estadounidenses e indios, dijo Issam Kazim, director general de la Corporación de Comercio y Turismo de Dubai. Leer más.

"La ocupación promedio de Dubai en propiedades de 1 a 5 estrellas se acerca al 60% ... fuertemente respaldada por los apartamentos ... lo que sugiere que la gente está buscando opciones a largo plazo, en línea con la elección de trabajar desde aquí", agregó Kazim.

Si la tendencia sobrevive a la serie de mandatos de regreso a la oficina de este otoño es otra cuestión, especialmente dado el éxito de las campañas de vacunación en algunas regiones.

Algunos, sin embargo, esperan regresar a las islas, o tal vez simplemente quedarse.

"A todos los que conocí probándolo les encanta", dijo Alexander Swanton, un guionista independiente estadounidense que navega en su tiempo libre en Gran Canaria, donde se instaló después de dejar un trabajo de seguros en octubre pasado.

Joao Santos tampoco está dispuesto a renunciar a sus viajes a la playa después del trabajo. "No voy a ser obligado a regresar a una oficina pronto", prometió el desarrollador web portugués que trabaja de forma remota por primera vez en Madeira.

Continuar leyendo

coronavirus

Coronavirus: la Comisión aprueba un nuevo contrato para una posible vacuna COVID-19 con Novavax

Publicado

on

Hoy (4 de agosto), la Comisión Europea ha aprobado su séptimo Acuerdo de Compra Anticipada (APA) con una empresa farmacéutica para garantizar el acceso a una posible vacuna contra COVID-19 en el cuarto trimestre de 4 y en 2021.

En virtud de este contrato, los estados miembros podrán comprar hasta 100 millones de dosis de la vacuna Novavax, con la opción de 100 millones de dosis adicionales en el transcurso de 2021, 2022 y 2023, una vez revisadas y aprobadas por la EMA como seguras y eficaces. . Los estados miembros también podrán donar vacunas a países de ingresos bajos y medianos o redirigirlas a otros países europeos.

El contrato de hoy complementa una cartera ya amplia de vacunas que se producirán en Europa, incluidos los contratos con AstraZeneca, Sanofi-GSK, Janssen Pharmaceutica NV, BioNtech-Pfizer, CureVac, moderno y las conversaciones exploratorias concluidas con Valneva. Representa otro paso clave para garantizar que Europa esté bien preparada para hacer frente a la pandemia de COVID-19.

Anuncio

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, dijo: “A medida que se propagan nuevas variantes de coronavirus en Europa y en todo el mundo, este nuevo contrato con una empresa que ya está probando su vacuna con éxito contra estas variantes es una salvaguarda adicional para la protección de nuestra población. Fortalece aún más nuestra amplia cartera de vacunas, en beneficio de los europeos y nuestros socios en todo el mundo ".

La comisaria de Salud y Seguridad Alimentaria, Stella Kyriakides, dijo: “Las vacunas en la UE están avanzando y estamos más cerca de nuestro objetivo de un 70% de ciudadanos completamente vacunados para finales del verano. Nuestro nuevo acuerdo con Novavax amplía nuestra cartera de vacunas para incluir una vacuna más basada en proteínas, una plataforma que se muestra prometedora en los ensayos clínicos. Continuaremos trabajando incansablemente para garantizar que nuestras vacunas continúen llegando a los ciudadanos en Europa y en todo el mundo, para poner fin a la pandemia lo más rápido posible ”.

Novavax es una empresa de biotecnología que desarrolla vacunas de próxima generación para enfermedades infecciosas graves. Su vacuna COVID-19 ya está siendo revisada por la EMA en vista de una posible autorización de mercado.

Anuncio

La Comisión ha tomado la decisión de apoyar esta vacuna basándose en una sólida evaluación científica, la tecnología utilizada, la experiencia de la empresa en el desarrollo de vacunas y su capacidad de producción para abastecer a toda la UE.

Antecedentes

La Comisión Europea presentó el 17 de junio un Estrategia europea acelerar el desarrollo, fabricación y despliegue de vacunas eficaces y seguras contra COVID-19. A cambio del derecho a comprar un número específico de dosis de vacunas en un plazo determinado, la Comisión financia parte de los costes iniciales que afrontan los productores de vacunas en forma de acuerdos de compra anticipada.

En vista de las variantes de escape actuales y nuevas del SARS-CoV-2, la Comisión y los Estados miembros están negociando con empresas que ya están en la cartera de vacunas de la UE nuevos acuerdos que permitirían comprar vacunas adaptadas rápidamente en cantidades suficientes para reforzar y prolongar la inmunidad.

Para comprar las nuevas vacunas, los estados miembros pueden utilizar las REACCIONAR-UE paquete, uno de los mayores programas del nuevo instrumento Next Generation EU que continúa y amplía la respuesta a la crisis y las medidas de reparación de la crisis.

Más información

Estrategia de vacunas de la UE

Vacunas COVID-19 seguras para los europeos

Respuesta al coronavirus de la UE

Continuar leyendo
Anuncio
Anuncio
Anuncio

Tendencias